Frivolidades

Mucho tiempo ha pasado desde la última entrada.  Hasta de una año a otro hemos saltado.  Las razones son muchas y variadas.  La primera quizá es que, por pura pereza o comodidad, me he pasado al microblogging, sobre todo en Facebook.  Además he estado de viaje por ese país que ustedes imaginan.  Hemos visitado Osaka, la querida Kioto y el monte Koya, lugar sagrado, donde está enterrado (otros dicen meditando eternamente) Kobo Daishi, una especie de Leonardo japonés, que inventó, entre otras cosas el silabario hiragana.  Sufrí un microtrauma cuando creí que estaba perdiendo mi escaso japonés, pero es que había una cantidad ingente de chinos por todos lados y, claro, no cogía nada.   Bueno, la vida sigue y ando metido en varios saraos artísticos y profesionales que ya les iré contando si viene al caso.

 

Lo que me ha hecho volver al blog ha sido el incidente que llamaremos "del comentario de texto".  Como quizá sabrán, unos titiriteros han sido encarcelados por apología del terrorismo, debido a que aparecía cierto cartelito (pequeñito) en una obra no apta para todos los públicos ni, al parecer, poderes públicos.  No soy nadie para juzgar a un juez, pero los Jueces por la Democracia sí.  Ellos son quienes han dicho que no concurrían las circunstancias para el encarcelamiento.  Al final los han soltado, pero, oh absurdo de los absurdos, los títeres siguen bajo custodia policial.  Como si fuera muy difícil coger un trozo de tela y pegamento y volverlos a hacer.  Y para dar un giro más a la espiral esperpéntica, la policía ha identificado a un joven que iba vestido (¡en pleno carnaval!) de los títeres o titiriteros de marras.  No quiero ponerme pedante y profesoresco, pero, para resumir, la presencia de un elemento en una obra de ficción puede cumplir funciones muy distintas.  ¿Incitaba Shakespeare al suicidio con la famosa escena de Hamlet? ¿Lo hacia al asesinato el orondo Hitchcock cuando lo de la cortina de la ducha?  A parecer, el cartelito apologista era colocado por la policía para incriminar a alguien, no para reinvindicar el contenido del mismo.  Dejémoslo ahí.  Mejor será.

 

Lo políticamente correcto está empezando a secar y socavar la creatividad.  Un ejemplo reciente me lo confirma.  El paisano Rovira en la gala de los Goyas hizo una broma sobre cultura y yates (que si él no tenía uno y no le importaba que subieran los impuestos que los gravan).  Pues se lo pueden creer: la Asociación Nacional de Empresas Náutica ha protestado.  Por frivolizar.  Que si mucha gente vive de eso, que si tantos millones se mueven a babor y estribor...  Pero, vamos a ver, estimados armadores, carpinteros de ribera, infladores de zodiacs y demás, ¿en qué momento del chiste se dice algo mínimamente crítico, sarcástico, apologético, denigrante o lo que sea contra este floreciente negocio de las quillas y los atracaderos?

 

De modo que frivolizar es malo.  Ser serio, racional y comedido es bueno.  Apolo, bueno; Dionisos, caca.  Si Nietzsche levantara la cabeza...

 

Aquí les dejó algunas fotos del viaje.

 

 

Aeropuerto internacional de Kansai, con su puente y todo.
Aeropuerto internacional de Kansai, con su puente y todo.
Monje (occidental, por cierto) en el cementerio Okunoin del monte Koya.
Monje (occidental, por cierto) en el cementerio Okunoin del monte Koya.
Bodisatva del cementerio Okunoin del monte Koya.
Bodisatva del cementerio Okunoin del monte Koya.
Pagoda del templo principal del monte Koya.
Pagoda del templo principal del monte Koya.
Jardín seco de un templo del monte Koya.
Jardín seco de un templo del monte Koya.
Monje escribiendo/dibujando una caligrafía en un libro de caligrafías de templos.  Se pagan 100 o 200 yenes y lo hacen en estos libros en blanco que los peregrinos y turistas llevamos en nuestros periplos templarios.
Monje escribiendo/dibujando una caligrafía en un libro de caligrafías de templos. Se pagan 100 o 200 yenes y lo hacen en estos libros en blanco que los peregrinos y turistas llevamos en nuestros periplos templarios.
Pulpo a la brasa en restaurante de Kioto.
Pulpo a la brasa en restaurante de Kioto.
Pista de hielo en Osaka.
Pista de hielo en Osaka.
Puente sobre el río Kamo en el centro de Kioto.
Puente sobre el río Kamo en el centro de Kioto.
Templo Otagi, Arashiyama, Kioto.
Templo Otagi, Arashiyama, Kioto.
Arashiyama, Kioto.
Arashiyama, Kioto.
Árbol de kakis en Sekigahara.
Árbol de kakis en Sekigahara.
Osaka.
Osaka.
La revista gratuita que más gusta en los metros y trenes de Osaka.
La revista gratuita que más gusta en los metros y trenes de Osaka.
Araña en hoja de arce en el templo Rioanji de Kioto.
Araña en hoja de arce en el templo Rioanji de Kioto.

Escribir comentario

Comentarios: 2
  • #1

    fake rolex (martes, 03 enero 2017 02:46)

    I put a link to my site to here so other people can read it. My readers have about the same happy.

  • #2

    replica watches uk (martes, 03 enero 2017 02:47)


    Thank you for another great article. Where else could anyone get that kind of information in such a perfect way of writing?